CUMBRES DE CARTAGENA: SENDERISMO
Información sobre las principales montañas del termino municipal de Cartagena, rutas de senderismo y montaña, fotografias, actualidad de las actividadades de los principales grupos excursionistas, ...

Textos e imágenes son propiedad de Cumbres de Cartagen@. Se permite la difusión de los mismos si se enlaza expresamente el contenido de este blog.

Sierra de Salinas



La Sierra de Salinas constituye un importante macizo montañoso de dirección SW-NE, con una longitud total aproximada de 17 km y una anchura variable de 3,5 a 5 km. Se encuentra repartida entre 5 términos municipales: Yecla, en la Región  de Murcia, y los términos de Villena, Pinoso, Monóvar y Salinas, en la Comunidad Valenciana. El macizo se extiende sobre todo por la provincia de Alicante, correspondiendo la parte murciana al extremo occidental más escarpado y elevado, conocida de antiguo como la Umbría de la Sierra.

Esta sierra constituye el principal espacio natural del municipio yeclano, encontrándose la máxima cota municipal en el pico de la Capilla del Fraile con sus 1239 m. (La Capilla) situada al SSE del municipio yeclano y  a 15 km de distancia desde el casco urbano.

La situación fronteriza de la Sierra, tanto desde el punto de vista administrativo como humano y biogeográfico, ha marcado su historia y peculiaridades como lo demuestra los restos prehistóricos encontrados en la cueva del Lagrimal. En cuanto a su topónimo se debe a la existencia de una laguna de agua salobre que fue desecada por el hombre a causa de las inundaciones sufrida por el pueblo de Salinas en la parte sureste de la sierra. Existe un plan de recuperación de las mismas que a día de hoy esta pendiente de ejecución, lo que sin duda serviría para impulsar el sendero que las une con su vecina Elda.

       Desde el punto de vista legal, el Monte denominado “Coto de Salinas”, propiedad de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia, tiene su origen en la extinguida Colonia de Salinas. A principios del siglo XX, el Estado estimuló la instalación de colonos que roturaran nuevas tierras y explotaran de forma colectiva la parte forestal del monte. Si bien cada una de las Colonias (murciana y alicantina) se gestionaba de forma diferenciada, dada la preponderancia territorial de la parte alicantina, su administración correspondía a los servicios territoriales en esa provincia del organismo gestor de la Colonia, primero la Junta de Colonización -luego Instituto Nacional de Colonización- y posteriormente el Instituto Nacional para la Reforma y Desarrollo Agrario (I.R.Y.D.A). En la década de los 80 y tras los correspondientes trámites administrativos, se segregó la parte del monte ubicada en territorio de la Región de Murcia.



En cuanto a la vegetación, la sierra se encuentra densamente poblada por bosques espontáneos de pino carrasco y aparecen quejigales, carrascales, chaparrales, espartizales y otros matorrales, mientras que el piedemonte está ocupado casi totalmente por una agricultura extensiva de secano, con cultivos de almendro, olivo y viñedo.

El acceso principal desde la región de Murcia se efectúa por la carretera comarcal C-3223 entre Yecla y Pinoso, donde un camino asfaltado llega hasta la antigua Casa del Coto, actual Casa Forestal y Aula de la Naturaleza que incluso da servicio de albergue a través del Ayuntamiento.

    Geológicamente se encuentra situada en las zonas externas de las Cordilleras Béticas, dentro del Prebético interno. Se integra en la alineación Carche-Serral-Salinas, organizada según un largo anticlinal vergente y cabalgante hacia el norte cuyo recorrido sigue la típica directriz bética SW-NE.  Entre la Sierra del Serral y Salinas queda circunscrita una zona deprimida endorreica que recibe el nombre de Hoya del Mollidar.

En total, el macizo montañoso alcanza unos 12 kilómetros de longitud. En corte longitudinal, la Sierra aparece definida por distintas formaciones calcáreas, afectadas por fallas de pequeño interés, y cuyos flancos forman una gran bóveda vergente. Este anticlinal, junto con el de la Sierra de El Carche, forma un frente cabalgante sobre el Prebético Externo, constituyendo una unidad en escamas vergente hacia el NW.

En la Sierra destaca la presencia de grandes rapaces rupícolas tales como águila real (Aquila chrysaetos), halcón peregrino (Falco peregrinus), búho real (Bubo bubo) y cárabo común (Strix aluco), así como la comunidad de pájaros forestales.

En cuanto a su régimen de protección el PORN se encuentra pendiente de aprobación definitiva siendo no obstante LIC. Mas información en Murcianatural.



La pertenencia a dos comunidad autónomas distintas nos da una prueba más del sin sentido de la organización territorial española donde priman más los intereses políticos que los ciudadanos. Una pésima carretera sin arcen y bacheada circunvala la sierra en dirección a Villena, hasta que en un P.K. se convierte en una magnifica carretera con arcen, señalización y asfalto, hemos llegado al Reino de Valencia, sirva esto como ejemplo muy visible de los disparates que en otros servicios se realizan por la falta de coordinación entre administraciones ya que cuando se hizo la adecuación de la carretera por muy poco más se podía haber finalizado entera y no dejando tramos sin arreglar por pertenecer a otra comunidad, más aún cuando el partido político que gobernaba era el mismo en ambas. Igual de chocante resultan los senderos magníficamente señalizados con marcas, postes, información, etc. que recorren la parte alicantina de la sierra y que “misteriosamente” desparecen al cruzar la imaginaria línea autonómica del mapa político. Afortunadamente han hecho una excepción, o una invasión, y la información sobre la Cueva del Lagrimal te lleva hasta la misma entrada. Igual de esperpéntico resulta que el sendero señalizado no suba hasta la máxima altura de la sierra simplemente por estar en otra comunidad. Y como decía un compañero de ruta demos gracias que no nos pongan una frontera con alambrada  y todo que al paso que van los independentistas catalanes se anexionan valencia y tenemos que sacarnos el pasaporte para recorrer esta sierra. 

Por cierto durante más de dos siglos se habló catalán en la zona del campo de Cartagena, y aunque fue por motivos económicos y demográficos yo de vosotros iría a una academia por si acaso ahora lo son por motivos políticos.

Uno de los principales atractivos para visitar la Sierra de Salinas son sus cuevas que tienen su origen en diaclasas horizontales y, por lo tanto, no son muy grandes. Entre las grutas más destacables se encuentran:

Cueva del Cerro Laurel


Se sitúa a escasos metros de la cima del citado cerro, en la cara este, camuflada entre rocas y carrascales tiene un complicado acceso dada su pequeña abertura al exterior y la necesidad de hacer un destrepe de unos dos metros, por tanto solo acto para personas que se desenvuelvan con agilidad por las rocas. Tiene una profundidad de unos 25 metros pudiendo verse alguna columna y las pocas y pequeñas estalagmitas que los vándalos han dejado. ¿Para que querrán un trozo de calcio roto en su casa?
Imprescindible linterna o frontal y no sufrir claustrofobia.

Cueva Caliente


Situada al este de la cima de La Capilla un sendero te lleva hasta su puerta. De pequeñas dimensiones, apenas unos 10 metros de fondo a dos alturas, es de muy fácil acceso teniendo precaución con lo irregular del suelo de estos espacios, aunque no es imprescindible un frontal te ayudara a ver mejor su interior. La principal curiosidad de esta gruta es el sofocante calor que nace de su interior y que le da nombre, por lo que para los fríos inviernos del noroeste puede ser un buen refugio en caso de ser necesario. 

 Cueva del Lagrimal


La más conocida y motivo más que suficiente para visitar esta Sierra. Tiene unos quince metros de boca, veintiocho de profundidad y cinco de altura abriéndose en un escarpe vertical de más de veinte metros. Los limites municipales-provinciales y autonómicos pasan por encima de la misma dejando la zona de la boca en término de Yecla y el interior en el de Villena. Debe su nombre al continuo goteo de agua que hay desde su techo, por cierto este se encuentra ennegrecido por el constante uso que ha tenido a lo largo de la historia. Según los estudios realizados se han hallado restos de diferentes épocas:

Nivel IV: mesolítico, contiene microburiles, escasos microlitos geométricos, abundantes laminillas de borde rebajado y conchas perforadas.
Nivel III: neolítico de cuevas sin cerámica cardial. Contiene hojillas de borde abatido, un mayor índice geométrico, brazaletes de concha, abundante cerámica lisa y cuatro fragmentos adornados con líneas finamente incisas.
Nivel II: eneolítico, disminuye el índice de hojillas de borde abatido y sigue aumentando el de microlitos, pero hay ya cuatro puntas de flecha bifaciales, hachas pulimentadas, brazaletes de concha, cerámicas lisas, trozos de un colador o encella, cinco fragmentos con adorno acanalado y dos punzones de cobre, uno de ellos con su mango de asta. Se trata del último nivel de ocupación de cueva por los habitantes prehistóricos.
Nivel I: moderno, gran cantidad de restos medievales.





Descripción de la ruta

La ruta comienza en la Casa Forestal – Aula de la Naturaleza. Enlace al inicio

Desde el camino cogemos un sendero que se introduce en la sierra por una fuerte pendiente al este de la denominada “Casa del Ingeniero”. Se trata de un cortafuegos por lo que la pendiente es exigente aunque la orientación no ofrece dudas.

La subida finaliza al llegar a la cota de los 1050 m llegando a la pista que atraviesa toda la sierra y que desde nuestro común lugar de inicio se dirige a la Casa de los Colonos. Seguimos unos metros la pista forestal para comenzar de nuevo otra intensa subida aunque más corta nuevamente por otro cortafuegos que nos lleva a la cima del Cerro Laurel, fácilmente reconocible por encontrarse coronado por una caseta de vigilancia. Si quieres hacer la subida menos sufrida puedes seguir la pista en lugar de atajar lo que sin duda aumentara la distancia recorrida.

Bajo sus 1168 m el Cerro Laurel guarda bajo sus entrañas una cueva. Se encuentra a escasos metros de la cima por su cara este. Después de recuperar fuerzas y de recorrer el mundo subterráneo del cerro continuamos la ascensión por el cortafuegos. En este momento se encuentran una cuadrilla de trabajadores procediendo a la limpieza del mismo.



La subida finaliza al llegar a la cuerda cimera, donde tomamos dirección oeste para llegar a la Cueva Caliente situada en la solana de la sierra, no tiene perdida ya que los senderos finalizan en la misma. Después de tomar un baño de calor seguimos por la cuerda hasta llegar a la cota máxima de la sierra “La Capilla” (1238 m).  Magnifico mirador del entorno donde destaca la Sierra del Carche y la Sierra Larga, junto al resto de montañas del altiplano de menor porte y la planicie que le da nombre. Bajamos de la cima en dirección este monte a través y en el siguiente collado comienza a estar todo mucho más señalizado con carteleria y marcas de diversos PR de nuestros vecinos valencianos.

Una buena opción es recorrer toda la cuerda de la Sierra hasta llegar al Pico Caire (1049 m) y finalizar en el pueblo de Salinas que se encuentra a sus pies haciendo la ruta lineal. La imposibilidad material por falta de vehículos nos hace no plantearnos dicha posibilidad por lo que cuando llegamos al nacimiento del Barranco de Cabrillas nos encontramos con una pista forestal por la cual comenzamos el descenso de la sierra. Este camino finaliza en la Colonia de la Sierra de Salinas donde ya existe una carretera asfaltada y por tanto también puede ser un buen punto donde finalizar la excursión haciéndola más corta. 

Nosotros al llegar a un cortijo en las Lomas del Reloj nos introducimos por campos con olivos para coger el barranco de los Pozos, el cual remontamos por un ambiente húmedo, con vegetación distinta a la vista hasta ahora y sin gran dificultad salvo los árboles caídos sobre el cauce que obstaculizan nuestra progresión. Curiosa esta sucesión de árboles derribados debida muy probablemente a algún tornado o fenómeno parecido. En la Loma de la Cruz, justo cuando el cauce se divide en dos abandonamos el barranco por la derecha, existe un sendero perdido pero que al ascender se hace más visible. Terreno poco señalizado donde se hace imprescindible tu capacidad de orientación o el uso del GPS. 

Si sigues el track llegaras al un gigantesco Pozo de la Nieve que por cierto se encuentra muy abandonado por lo que no tiene protección alguna por lo que debes extremar la precaución al visitarlo. Si quieres verlo no debes atajar el track aunque pueda parecer fácil acortarlo atajando.

De nuevo salimos a la pista central donde seguimos en dirección oeste hasta llegar a un cruce de caminos donde existe gran profusión de carteleria y donde nos indican claramente nuestro destino: La Cueva del lagrimal. Un sendero que sale de la pista nos lleva justo hasta la misma con tan solo seguir el sendero. 

Tras la visita seguimos el sendero en una pronunciada bajada y en muchos tramos muy deteriorado por la bajada de aguas torrenciales por lo que se debe de ir con cuidado en estos tramos. El sendero nos acerca hasta “Casa de López” ya en la pista por la que regresamos al punto de salida.


Nos vemos en el monte, y ¡Tengan cuidado ahí fuera!


Fecha: 12/3/2016
Organizada por: 
Web - Facebook - Grupo

Powered by Wikiloc



Video de Youtube de parte de la ruta


PRESENTACIÓN DE MIS IMÁGENES

RUTA


CUEVA


DATOS DEL GPS