CUMBRES DE CARTAGENA: SENDERISMO
Información sobre las principales montañas del termino municipal de Cartagena, rutas de senderismo y montaña, fotografias, actualidad de las actividadades de los principales grupos excursionistas, ...

Textos e imágenes son propiedad de Cumbres de Cartagen@. Se permite la difusión de los mismos si se enlaza expresamente el contenido de este blog.

Barranco de la Hoz (tía)



Mi selección muscial para oir musica mientras lees
                                                                                             "Spiral" - Vangelis


Vuelvo a contar con la cooperación de una compañera en la elección del titulo de la ruta, ya que nos pareció a los presentes en ese momento muy acertado. En mitad del barranco, en uno de los descansos o paradas de reagrupamiento, le salió del alma “este barranco es la hoztia”. Es una acertado juego de palabras de la expresión “de la hostia”, recogida por el diccionario de la Real Academia de la Lengua con el significado de MUY GRANDE O EXTRAORDINARIO. Explico su significado para evitar males entendidos con otras acepciones religiosas del termino, ya que a todos nos quedó bastante claro lo que la compañera quería expresar en ese momento, sobre todo al estar presentes en medio de la grandeza de este espacio natural.

Aunque con esto queda casi todo dicho, me voy a explayar un poco más. Hace unos años, en uno de mis paseos, que no rutas, por la parte norte de Sierra Espuña llegué a la entrada de este barranco, me llamó la atención lo cerrado del mismo y la presencia de una exuberante vegetación,  así como la facilidad de acceso a través del cauce del mismo. La curiosidad me llevó a transitar por el mismo un rato hasta que este se cerraba demasiado y pude atisbar en lo alto la presencia de los cortados, las oquedades y la grandeza del mismo. Busque información del mismo y prácticamente no encontré nada quedándose en el baúl de los proyectos pendientes su travesía.

A raíz de salir con el CEX, volví a buscar información sobre el mismo con la finalidad de proponerles su programación y encontré un compañero que había colgado un track en wikiloc, advirtiendo de la dureza del mismo, de la necesidad de realizar trepadas y catalogándolo como ruta montañera no senderista y difícil. A parte de esta pequeña información también encontré, en una pagina de un club de montaña, los dichos:

 “SI QUIERES ACABAR SIENDO UN MONTAÑERO CON GARRA, RECORRE LOS BARRANCOS DE LA HOZ Y VALDELAPARRA” 

 “TRAS RECORRER LOS BARRANCOS DE LA HOZ Y VALDELAPARRA IRÉ A PILLARME UNA BUENA CAPARRA” (Supongo que se referirá a borrachera o similar)


Con todo estos datos me disuadió totalmente de realizarla en solitario y le hice llegar la información al club, al cual tengo que agradecer que hayan tenido a bien su programación y así satisfacer mi curiosidad por recorrer este escondido paraje de Sierra Espuña, del que estoy seguro han disfrutado todos los compañeros que participaron.



El Barranco de la Hoz es uno de los más grandes de Sierra Espuña, atravesándola en dirección Noreste desde su nacimiento, junto a los Pozos de la Nieve en la ladera de la cumbre más alta de la Sierra, el Morrón Grande, hasta su desembocadura en el Río Pliego (antes de ser Rambla de Malvariche), en las proximidades del Embalse de Pliego. Su longitud es de unos 15 Km. y su desnivel de 1.000 m. desde su nacimiento a 1.400 m hasta su desembocadura a 400 m.  En su camino podrás disfrutar de una gran variedad de paisajes y diferentes ecosistemas, pasando por varios de los lugares más típicos de esta sierra, desde la alta montaña de Espuña, donde podrás visitar los conocidos Pozos de la Nieve, Prado Mayor con su ecosistema de meseta y las minas que se explotaron a su alrededor, la zona encañonada del Perona, la mas salvaje, con grutas y escarpadas paredes y por ultimo la zona cultivada aledaña al mismo en las proximidades de Pliego. 

Este recorrido integral fue el propuesto, pero el que se programó fue otro y el que finalmente se realizó otro distinto. Todos tienen en común recorrer el tramo de barranco que discurre desde el cruce con la pista de Prado Chico hasta la carretera de la MCT, el tramo sin duda más difícil y espectacular.  El recorrido programado, fue el realizado por otro grupo y cuyo track adjunto, consistente en una vez terminado el barranco volver al punto inicial por la arista del Cerro de las Lagunas, parte oriental del barranco. Y la finalmente realizada con la excusa de poder recuperar fuerzas acompañados de unas bebidas refrescantes en El Berro, fue atravesar el Barranco de Valdelaparra, que no seguirlo como algunos entendimos, y por sendero llegar al pueblo.

No soy muy amigo de catalogar las rutas por su dificultad o por sus valores, sino en describirlos y que juzgue cada uno en función de sus capacidades y preferencias montañeras. En todo caso, cuando salí del barranco tenia la sensación de haber disfrutado de una de las mejores rutas de mi vida y sin ser apta para todos los públicos, se hace asequible siempre y cuando tengas un mínimo de soltura en moverte fuera de sendero y realizar un par de pasos expuestos, que los guías y compañeros te ayudaran a superar. 

Apenas son unos cinco kilómetros los que recorrimos del Barranco de la Hoz, pero sin duda son los mas interesantes, salvajes, solitarios e impresionantes del mismo, e incluso, sin un conocimiento total, me atrevo a decir que de toda Sierra Espuña. Remontando el mismo desde la carretera de los canales pronto verás un colosal vigía de piedra que te da la bienvenida y junto a los cortados verticales podrás visitar hasta tres grandes oquedades, sobresaliendo la central por sus grandes dimensiones. Finalizada la zona mas encajonada comienzan las pozas que se han formando en el cauce y que incluso en un año tan seco como este tenían agua, las cuales tendrás que sortear o rodear. Y por si fuera poco tendrás que esquivar dos represas construidas por el hombre para evitar las avenidas.  La salida del barranco se realiza en la confluencia con la pista y a unos cientos de metros antes de la misma podrás disfrutar de una ultima oquedad que pasa desapercibida desde el cauce y que tiene unas grandes dimensiones.

Aunque el paisaje que podrás disfrutar desde el barranco es muy parecido al de otras zonas de la sierra, desde el interior del mismo todo toma una nueva visión, así como la adaptación del mundo vegetal se hace patente con árboles trepadores adosados a las rocas, higueras que nacen de la roca y otras muchas especies, cuyo nombre desconozco, pero que decoran la roca de un modo singular, a lo que hay que añadir la floración primaveral de muchas de ellas.

Al margen de las repoblaciones que dirigió Ricardo Codorníu desde finales del siglo XIX, Sierra Espuña ha sido un lugar obligado de visita por parte de botánicos clásicos durante los siglos XIX y XX, motivo por el cual se han identificado muchas especies en este espacio natural.  Así de las 2100 especies de plantas vasculares presentes en la Flora de Murcia, en Sierra Espuña se han citado cerca de la mitad, cuyo motivo, además de ser un espacio muy estudiado, es el ser una encrucijada biogeográfica con diversidad de ambientes, entre los cuales el Barranco de la Hoz es uno de los más peculiares. 

Aunque en esta ocasión nos fueron esquivos los muflones, sus restos frescos me hace pensar que ellos si nos estuvieron observando desde las alturas. Pero además un mundo de insectos, culebras, mariposas y aves (águilas y cuervos) pasaron por nuestra retina. 

Aunque no soy muy amigo de repetir rutas, por lo menos hasta que pasa un tiempo y mi frágil memoria olvida los detalles, esta estoy dispuesto a repetirla mañana.


Descripción de la Ruta


La que finalmente realizamos, no es circular, aunque siguiendo el track del grupo Mal Paso la puedes hacer circular y las cervezas te las tomas donde te pille bien. 

Próximo al kilómetro 47 de la carretera C-3315 de Pliego a Alhama de Murcia, existe un cruce y una pista forestal en buen estado de la MCT por la que debes continuar unos cinco kilómetros hasta llegar al inicio de la ruta propiamente dicho, no obstante este camino es de agradable y solitario recorrido.

Enlace al inicio de la ruta

Iniciamos la ruta por el cauce del barranco para coger una senda que sale a mano izquierda, no hay señalización alguna en toda la ruta y todo queda en tu capacidad de orientación para buscar los pasos más asequibles a la hora de ir sorteando los obstáculos que existen en el cauce, desde gigantescas piedras a pozas de agua.



El “sendero” va pegado a las paredes de piedra y podrás ir visitando las diversas cuevas (sin recorrido interior) que se forman en las mismas, te recomiendo realizar con suma tranquilidad el recorrido para disfrutarlo más y no perderte ni un detalle del mismo, ya podrás correr después por los senderos y pistas.

Hasta cuatro oquedades vi interesantes en la ruta, tres al principio, la de en medio de gigantescas proporciones y una ultima al final, que no visitamos.

Finalizadas las paredes tendrás que bajar al cauce, por el que también puedes ir, pero tendrás que luchar con la vegetación del mismo y te perderás la visita de las cuevas. El primer gran obstáculo a sortear será una represa construida por el hombre,  de unos seis metros de altura y que deberás trepar por la izquierda de la misma (margen derecha del barranco) o por el mismo centro, te desaconsejo por la derecha ya que la bajada posterior se complica. Si tienes vértigo, miedo a las alturas o no te desenvuelves bien en la roca mejor no lo intentes ya que no existe un paso alternativo fácil. Mas adelante existe una nueva represa mucho más fácil de sortear. En todo caso mira las fotos y tu decides si te aventuras.

En el ultimo tramo solo tendrás que evitar las pozas, para lo que tendrás que subir ladera arriba en la más grande.

Una vez en la pista cogemos “carretera y manta” por la pista hasta llegar al cruce y barreras de Prado Chico donde cambiamos de vertiente para irnos a Valdelaparra. Este no parece tan espectacular, pero haciendo caso al refrán habrá que hacerle una visita para comprobarlo.

Seguimos la pista de Valdelaparra o Camino de Prado Mayor, y nos salimos por un camino que lleva a unas tierras de cultivo, justo pasado el barranco de la Peguerica, desde donde vemos el Barranco de Valdelaparra y un sendero que sube por su ladera, bajamos por donde podemos al mismo y aquí ya existe un sendero muy marcado y señalizado que cruza la puerta del espacio protegido y nos baja a la población de El Berro, donde festejamos como se merece la ruta. 



Nos vemos en el monte, y ¡tengan cuidado ahí fuera!

Fecha: 10/5/2014
Organizada por: 
Web - Facebook









Guiada por: Cristobal
Imagen del Track en Wikiloc

Presentación de mis imagenes



Datos del GPS


*DATOS APROXIMADOS YA QUE SUFRIO UN LEVE DESMAYO EL GPS EN LA CUEVA Y SE SUBIO ENCIMA DE ESTA.

Hora Inicio: 05/10/2014 09:00
Hora Fin: 05/10/2014 16:11
Distancia recorrida: 16,5 km (07:11)
Tiempo en movimiento: 04:05
Velocidad media: 2,3 km/h
Vel. en Mov.: 4 km/h
Velocidad Máxima: 27,5 km/h
Altura Mínima: 519 m
Altura Máxima: 1116 m
Velocidad Ascenso: 370,1 m/h
Velocidad Descenso: -330,8 m/h
Ganancia Altitud: 944 m
Pérdida Altitud: -1235 m
Tiempo Ascenso: 02:33
Tiempo Descenso: 03:44